– Con el programa Sacre de SEO/BirdLife, que permite conocer sus amenazas y su estado de conservación

MADRID, 14 (SERVIMEDIA)

Varios cientos de personas voluntarias saldrán al campo en varios lugares de España desde este sábado hasta el próximo 15 de junio para registrar aves en primavera con el fin de conocer sus tendencias poblacionales, amenazas y estado de conservación.

Esta actividad se en marca en el programa de ciencia ciudadana Sacre, impulsado desde 1996 por SEO/BirdLife. Los muestreos se pueden registrar cómodamente en una ‘app’ móvil disponible en Android e IOS, y se complementan con la ‘app’ Avefy, de identificación de cantos.

Las poblaciones de las aves cambian a lo largo del tiempo y su evolución se conoce gracias a Sacre. Miles de voluntarios han participado en este programa de seguimiento de pájaros desde 1996 anotando las aves localizadas en sus recorridos por el campo en base a una metodología.

Un año más, coincidiendo con la primavera, los voluntarios salen a registrar las aves de su entorno y así seguir la línea de evolución de las poblaciones de las aves comunes. Que los abejarucos, los gorriones o las golondrinas están en declive se conoce gracias a este programa de seguimiento de aves. En cambio, otras especies también comunes están en aumento, como el petirrojo, el mirlo o el ruiseñor común.

Esas diferencias de tendencias poblacionales pueden deberse al tipo de hábitat en el que viven las aves, su grado de requerimiento ambiental o cambios en las condiciones climáticas. El objetivo de los científicos es analizar todos los datos recogidos por los voluntarios para obtener conclusiones.

Quizás también te interese:  Seis de cada diez españoles están "sobre endeudados", según la Asociación Española de Consumidores

METODOLOGÍA

La aplicación de una misma metodología a lo largo del tiempo en el mismo sitio permite obtener un índice de evolución, en este caso de las poblaciones de las aves.

“Pueden realizar la metodología que más se ajuste a sus preferencias. La tradicional, que lleva en marcha desde 1996 y consiste en realizar el muestreo en 20 puntos diferentes separados al menos un kilómetro. Mientras que en la metodología nueva se puede prescindir del coche y realizar los muestreos mientras realizan un itinerario caminando a paso lento. En total ocho recorridos de 15 minutos cada uno”, señala Virginia Escandell, coordinadora del programa Sacre de SEO/BirdLife.

Escandell añade al respecto: “La nueva metodología surgió con el objetivo de reducir el impacto ambiental y evitar estos desplazamientos, hacer más cómodo y agradable el muestreo de campo entre otras razones, por lo que es la que recomendamos desde SEO/BirdLife”.

Los datos pueden registrarse cómodamente con una ‘app’ móvil sencilla de utilizar que permite enviar la información según se terminan los muestreos. “Es una herramienta tremendamente fácil de usar y ahorra mucho tiempo y esfuerzo. Quien quiera contribuir a conocer más de acerca de las poblaciones de aves puede apuntarse y colaborar en el programa Sacre Seguimiento De Aves (seo.org)”, indica Escandell.

Toda la información recopilada durante esta y otras temporadas desde hace más de 25 años permite generar informes, mapas y gráficos con el objetivo de analizar y conocer el estado de las poblaciones de nuestras aves, según Escandell.