– Según Randstad Research

MADRID, 10 (SERVIMEDIA)

Hasta 1.243.229 profesionales españoles faltaron a su puesto de trabajo cada día de media en el último trimestre de 2022, de los que el 23,9% (297.617) lo hicieron pese a no estar de baja, mientras que el 76,1% (945.612) se ausentaron por una incapacidad temporal.

Además, el absentismo laboral supuso que en España se perdieran el 6,1% del total de las horas pactadas, incrementándose cinco décimas con respecto a los tres últimos meses, rompiendo una racha de dos trimestres consecutivos de caídas, según un estudio difundido este miércoles por Randstad.

Por comunidades, Euskadi (7,9%), Galicia y Canarias (ambas con el 7%), han sido otro trimestre más las regiones donde mayores tasas de absentismo se han registrado. Les siguen Asturias, Cantabria (las dos con una tasa del 6,7%), Castilla y León (6,6%), Navarra y la Región de Murcia (ambas con el 6,5%), Extremadura, Cataluña (las dos en el 6,3%) y Aragón (6,2%).

Las regiones con menor tasa de absentismo, un trimestre más, fueron Baleares, La Rioja (ambas con el 5,3%) y la Comunidad de Madrid (5,1%).

En cuanto a sectores, Randstad Research revela que la industria es donde se registra un mayor absentismo, con una tasa general del 6,3%, cerca del sector servicios, con un porcentaje del 6,2%, aún mayor que la media de la economía (6,1%). Por su parte, el sector de la construcción es donde menos absentismo se produce, un 4,7%.

Los sectores concretos de actividad que han registrado menores tasas de absentismo durante el cuarto trimestre de 2022 han sido Actividades relacionadas con el empleo (2,4%), Actividades relacionadas con la informática, Actividades jurídicas y de contabilidad (ambas con el 3%), Actividades inmobiliarias y Edición (las dos con el 3,1%).

Quizás también te interese:  El Mobile supera este año las previsiones y recibe 88.500 visitantes

Por otro lado, los mayores porcentajes de absentismo tuvieron lugar en Actividades de juegos de azar y apuestas (10,6%), Actividades postales y de correos (9,8%), Asistencia en establecimientos residenciales (9,6%), Servicios a edificios y actividades de jardinería, Actividades de servicios sociales sin alojamiento (ambas con el 9,5%) y Actividades sanitarias (9,4%).